Traductor

domingo, 22 de febrero de 2015

HEMOS SECUESTRADO A TU HIJO. LA ESTAFA

Recientemente, la Policía Nacional ha alertado acerca de un nuevo tipo de estafa que está empezando a extenderse por España. Se trata del "falso secuestro express".  Y lo peor de este tipo de engaño es que juegan con nuestros hijos.

El modus operandi es sencillo. La víctima recibe una llamada a su teléfono móvil con número oculto. En ella una voz le advierte que su hijo. o hija, normalmente niños pequeños, ha sido secuestrado.   Para realzar el realismo, suelen utilizar de fondo efectos especiales de sonido con la voz de un niño llorando.   El ataque psicológico es perfecto.  La víctima, que no espera una llamada semejante, se queda bloqueada y no acierta a analizar datos, como el de si ese llanto que se escucha de fondo es el de su retoño, o si es lógico el secuestro o no, dadas las costumbres u horarios de su hijo.  La voz le exige, acto seguido, una suma de dinero, que por regla general la víctima puede reunir de forma rápida. El dinero se paga por transferencia a un país extranjero, utilizando alguna de las muchas empresas que hay para envíos monetarios a otros países. 

¿Dónde entra la seguridad informática en este pútrido asunto? Pues en que para dar credibilidad al secuestro, los estafadores recogen información de las redes sociales. Gracias a ello saben la descripción física del niño, muchos de sus gustos, su nombre e incluso apodo... Y lo que es peor. También pueden saber el estado económico de la familia, lo que les ayuda a establecer la cantidad monetaria a pedir: nunca exagerada respecto a las posibilidades de la víctima, y siempre adecuada para ser obtenida en muy poco tiempo (un par de horas), pues de lo que se trata es de que la víctima no llame a la policía, el supuesto secuestrado no llegue a casa descubriéndose el pastel,  y el atribulado progenitor no se ponga en contacto con amigos o conocidos que, de forma más calmada, analicen el asunto y detecten incongruencias en la historia. 

Por tanto, ya sabéis: ojo a quién añadís a vuestras redes sociales, y vigilad que tenéis bien colocadas las opciones de privacidad para que vuestros datos solo los pueda ver gente de confianza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario